Mojito

Ahora que empieza a acercarse el calorcito y que las terrazas empiezan a llenarse de gente, os traemos la receta para que te unas a la fiesta y puedas preparar unos deliciosos mojitos en casa y sentirte como si estuvieses en la mismísima Riviera Maya.

Y te preguntarás, ¿cómo hacer mojito casero? Muy fácil, con ron blanco, soda, hierbabuena, azúcar blanco o moreno, hielo picado y, siguiendo nuestra receta, podrás ser el alma de cualquier fiesta caribeña que celebres esta primavera o este verano en tu casa o, para sentirte más afín con la temática, para llevártela a la playa cualquier sábado noche.

¡La fiesta estará garantizada!

INGREDIENTES

1/3 vaso de ron blanco
2/3 vaso de soda o gaseosa
2 ramas hierbabuena
2 ramas menta
1 lima
2 cucharadas azúcar blanco o moreno
Hielo picado

Cómo se hace un mojito

Equitativamente, dependiendo de lo grande que sea el vaso, las proporciones de alcohol y soda son las siguientes: 1/3 del vaso será ron blanco y 2/3 del vaso será de soda o gaseosa.
Ahora que ya sabemos las proporciones y las cantidades, vamos a ponernos manos a la obra con nuestros mojitos.
Primero, en un vaso grande (es el vaso perfecto para los mojitos), echamos dos ramas de hierbabuena y otras dos de menta partiéndola con nuestras propias manos en pequeños trocitos. Alguna rama que estéticamente sea bonita y tenga hojas la reservamos para, más tarde, decorar el resultado final.
A continuación, añadimos en el vaso dos cucharadas de azúcar. Puede ser blanco o moreno, lo recomendable es el primero, pero sois libres de usar azúcar moreno. Ningún problema.
Ahora es el turno de la lima. Antes de partirla y exprimirla, debemos aplastarla (ligeramente, tampoco nos pasemos) contra la mesa para que por dentro empiece a reblandecerse. Ahora ya sí, la partimos por la mitad y la exprimimos sobre el vaso hasta que suelte todo su zumo o jugo.
Para que los ingredientes previamente introducidos en el vaso se mezclen bien en el mojito, debemos mezclarlos bien con una cuchara de madera.
Añadimos el hielo picado hasta que llegue a la mitad del vaso. En muchos supermercados venden bolsas de hielo ya picado que viene genial para nuestros mojitos, pero si no, también podemos picarlo nosotros mismos de cualquier pieza o cubito de hielo.
Vertemos el ron blanco, recordad, 1/3 del vaso (con cubitos) y luego mezclamos todo para que los ingredientes de abajo y las hojas se muevan y no queden al fondo.
Volvemos a echar algo más de hielo picado, ahora, hasta llegar al borde del vaso y, rellenamos lo que resta de vaso con soda o gaseosa, lo dejamos a vuestra elección. Mezclamos bien de nuevo (ahora con una varilla) para que se impregne el sabor en toda la copa.
Para finalizar, sólo nos faltaría decorar el vaso para hacerlo más tropical. Encima colocamos una rama de menta, un gajo de lima y una pajita negra y larga.

Verduras y mijo con cúrcuma

Verduras y mijo con cúrcuma

Esta es una receta sencilla, rápida, fácil, muy rica y versátil, debido a que podemos cambiar las verduras y el cereal que las acompaña según nuestro gusto y temporada. Tenemos una receta muy apañada para cualquier momento aprovechando las...

Crepes Salados

Crepes Salados

Aunque no lo creas, no todas las crepes son de chocolate y no todas las crepes son para los postres. Hay varias recetas en las que las crepes son un plato idóneo como entrante o como principal, pero, en vez de tener un relleno dulce como los...

Estofado con lentejas y calabaza

Estofado con lentejas y calabaza

Para estos frios días de invierno, ¿no te apetece una sabrosa receta de estofado de toro? ¡Marchando!

El estofado es un plato rico, sencillo y muy sabroso que además es bastante sencillo de cocinar. Esta receta de estofado conseguirá que la carne quede melosa y que los condimentos y la salsa tengan un sabor intenso.

SOBRE NOSOTROS
Nosotras, que creemos en nosotras mismas. Nosotras, que sabemos lo que queremos ser.