Crassula ovata monstruosa

Esta planta crasa, cuyo nombre científico es Crassula ovata monstruosa, es originaria de África y muy común como planta de adorno pues se cree que atrae el dinero y se acostumbra colocarle una moneda en la maceta una vez al año.

Se trata de una resistente planta de exterior curiosa por sus hojas en forma de trompetilla, pero también se puede cultivar en una ubicación bien luminosa y ventilada.

Apariencia de la Crassula ovata monstruosa

La planta se distingue fácilmente por sus hojas de un verde brillante con forma de trompeta que salen de un tronco. Las pequeñas rojeces en las hojas son síntoma de un exceso de sol. Esta planta florece en invierno, aunque por alguna razón la mía aun no lo ha hecho nunca.

Cuidados de la Crassula ovata monstruosa

Como la mayoría de las plantas crasas, es una planta fácil de mantener ya que requiere pocos cuidados. Aunque crecerá sana en el exterior, se puede mantener también en interiores.

La Crassula ovata monstruosa es una planta bastante dura que no suele sufrir enfermedades, su peor enemigo es el exceso de riego, sabremos cuando necesita agua porque se arrugan las hojas, vale más quedarse cortos que pasarse.

Iluminación

A la crassula ovata monstruosa le gusta tomar el sol moderadamente y necesita emplazamientos con luz intensa. Si se le mantiene en pleno sol, las hojas serán de un verde opaco con bordes rojizos, pero si se mantiene a media sombra, se tornarán de un color verde brillante.

Sustrato

Requiere un suelo que drene bien, tanto en maceta como en tierra. Si la tenemos en maceta será una planta de crecimiento lento, mientras que en tierra tendrá un crecimiento más rápido.

Temperatura

La crassula ovata monstruosa tolera temperaturas muy altas, pero si las temperaturas bajan demasiado sería conveniente resguardarla, su limite está más o menos en los -2 ºC.

Plantación de bulbos: lirios, jacintos y tulipanes

Plantación de bulbos: lirios, jacintos y tulipanes

Durante todo el mes de marzo vamos a poder disfrutar de su colorida floración, pero además de ser preciosos cargan el aire de un rico aroma, sutil pero presente. Desde luego es una planta que no puede faltar en un jardín, fácil de cuidar, generosa y alegre con la floración y con un rico perfume, por lo que además de conservarla, lo ideal es poder reproducirla, en este caso el método por semillas no es demasiado aconsejable, tenemos dos métodos mucho más efectivos.

leer más
Tulipanes

Tulipanes

Si estás pensando en llenar tus macetas o una parte de tu jardín con estas bellas plantas con flores, es bueno que te informes al máximo sobre cómo es, cómo hay que sembrarlas y cuándo hacerlo, cómo cuidarlas…

leer más
Cultivar jazmín en maceta

Cultivar jazmín en maceta

El jazmín es un precioso arbusto trepador de frágil flor blanca capaz de dar luz y vitalidad a cualquier balcón o terraza. Una de las ventajas que tiene es la facilidad de ser cultivado en maceta, ya que no crece demasiado, tolera muy bien la poda, y tiene un...

leer más